Escuela de pensamiento, Federico González Frías

SIEMPRE ES AHORA

Canta Musa, canta,
que resuene en mi alma tu voz;
aviva el fuego que ahora yace apagado,
y que el furor que me conduce al
entousiasmos délfico
haga brotar la Palabra viva de mi boca,
¿cómo es que todo ha venido a Ser?
¡Vive en mí con el recuerdo siempre presente de quién soy,
de dónde vengo y a dónde voy!
Guíame, por el camino de retorno que conduce a la morada Celeste,
a la Ciudad de los Vivos, donde moran los Dioses,
“a la unión última entre el Ser Universal y lo que No Es,
aceptando el mundo tal como es,
y su ignorancia propia de ese mismo mundo a la par de su condición”
(1).

 

3_670

http://letraviva.es/Siempre-es-ahora

Category: