Templo Histórico San Lucas

Bajo la atenta mirada del ojo del Gran Arquitecto se erige en la santacrucera calle de San Lucas el templo masónico de más bella factura de España y posiblemente, uno de los más importantes del mundo. Aparte de su imponente arquitectura con reminiscencias egipcias, el templo fue el mayor centro masónico del país y es uno de los pocos edificios masónicos españoles que sobrevivió a la dictadura del general Franco.
Construido bajo los auspicios de la Sociedad Añaza para el uso por parte de la logia homónima, el templo fue inaugurado en 1902, aunque sus trabajos de construcción comenzaron dos años antes, en 1900 según proyecto del arquitecto tinerfeño Manuel de Cámara, y se extendieron durante veinte años, hasta 1923. Las primeras estancias en ser acabadas fueron la Sala de Tenidas y la Cámara de Reflexión, excavada en el subsuelo del templo aprovechando un tubo volcánico que avanza hacia la calle San Lucas.
El templo ocupa un solar de 552 metros cuadrados y presenta un ligero retranqueo con respecto a los edificios de la misma acera. El templo presenta un simbolismo asociado con el antiguo Egipto, presentando una fachada articulada en tres cuerpos y con unas espectaculares columnas palmiformes que sostienen un frontón triangular con la representación del Gran Arquitecto del Universo. Flanqueando el edificio se encuentran cuatro esfinges y un dintel adornado con las alas de Horus.
El 18 de julio de 1936 comenzó la rebelión militar que iniciaría la guerra civil y el posterior régimen dictatorial, ese mismo día las tropas franquistas entraron en el templo y requisaron todos los bienes y archivos. La masonería fue prohibida y se castigó la pertenencia a la misma mediante la ley específica “de represión de la masonería”. El edificio pasó a ser parte del Ministerio de Defensa de la dictadura con diferentes usos, siendo el más popular, la óptica y farmacia militar. No sería hasta la última década del siglo pasado cuando el Ministerio cierra el edificio y pasa a ser de titularidad municipal después de comprarlo en 2001 por una cantidad cercana a los 420.000 euros (70.000.000 de pesetas). En la actualidad el edificio permanece cerrado y en estado de semi ruina, y aunque está contemplado un plan de restauración y transformación del mismo, no ha sido devuelto a la Masonería.

Logia Añazatemplo_hist_san_lucas_20130913_2038232426

El 8 de agosto de 1895 se fundó el taller Añaza, que formó parte importante de la masonería en Canarias durante el primer tercio del siglo XX.
La Logia Añaza estuvo integrada en el Grande Oriente español en los periodos comprendidos entre 1903 a 1922 y de 1931 a 1936. Entre los años 1922 y 1931 perteneció a la tripartita Gran Logia de Canarias. Hasta su disolución en las postrimerías de la Guerra Civil española, la Logia Añaza estuvo adscrita, para los altos grados, al Supremo Consejo del Grado 33 del Rito Escocés Antiguo y Aceptado para España, bajo el nombre Respetable Logia Capitular Añaza 270.
Entre las actividades desarrolladas por la masonería durante el funcionamiento del templo destaca la educativa. De hecho fue usado como centro educativo gratuito para las clases menos pudientes. La escuela Añaza fue financiada por la propia Logia durante este periodo.

Ficha Técnica

Ubicación: Calle San Lucas, 35
Población: Santa Cruz de Tenerife.
Coordenadas geográficas: 28º28’07”N 16º15’10”W
Arquitecto: Manuel de Cámara
Inauguración 1902

 

 

http://www.amigostemplotenerife.com/

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies